LA PRUEBA DE ALERGIA EN MICROPIGMENTACIÓN.

 

Antes de someterse a cualquier tratamiento de micropigmentación o microblading, es obligatorio que el/la técnico responsable del proceso constate que el cliente no padezca síntomas de alergia a ninguna sustancia que pueda poner en peligro su salud. La implantación de pigmentos en diversos tratamientos de micropigmentación o microblading puede afectar al cliente debido a componentes a los que el cliente pueda ser alérgico. La prueba de alergia sirve para evitar posibles contagios, alergias o procesos que perjudiquen el posterior tratamiento y, por consiguiente, la salud del usuario. En concreto, en micropigmentación o microblading, durante la prueba de alergia, en las pruebas cutáneas que se realizan para detectar sustancias anómalas o perjudiciales, la piel se expone a supuestas sustancias que causan alergia (alérgenos) observando, de este modo, posibles signos de una reacción alérgica. Junto con tu historia clínica, las pruebas de alergia pueden confirmar si una sustancia específica que tocas, respiras o comes está causando o no síntomas.

prueba-alergia-micropigmentación-microblading

¿CÓMO SE REALIZA LA PRUEBA DE ALERGIA?

-Se realizará en una cabina de micropigmentación que tendrá que cumplir la normativa vigente y, al menos, 48 horas antes del tratamiento de micropigmentación o microblading.

-El técnico deberá utilizar gorro, guantes y mascarilla.

-El/la cliente tendrá que ponerse gorro y quitarse las joyas o bisutería que lleve incorporada.

-El técnico preparará el dermógráfo junto con una aguja estéril que enseñará al cliente antes de su uso en el tratamiento de micropimentación o microblading.

-Posteriormente, se procederá a hacer uso del pigmento, cuyo contenido se echará en un vasito de uso estéril y desechable. Todo a la vista siempre del cliente.

-Tras realizar este paso, se dispondrá a implantar pigmento detrás del lóbulo de la oreja o en la nuca, en el nacimiento del cabello y se comprobará si la dermis tolera el tinte o, en cambio, se produjeran síntomas de alergia o intolerancia a algún componente del pigmento o sustancias varias a las que el cliente sea propenso a infectarse.

-Una vez terminado el proceso, el responsable del tratamiento de micropigmentación o microblading, desechará todos los elementos utilizados siempre a vista del cliente.

prueba-alergia-necesaria-microblading

¿A QUIÉN NO SE PUEDE REALIZAR LA PRUEBA DE ALERGIA?

La prueba de alergia nos ayuda a tener conocimiento del grado de tolerancia de nuestra piel y saber si podemos exponernos a tratamientos de micropigmentación o microblading, pero no todas las personas pueden ponerse en manos de los técnicos para que se le apliquen este tipo de tratamientos. Las personas que no deberán plantearse exponerse a este tipo de tratamientos y, por consiguiente, a la prueba de alergia son:

-Embarazadas.

-Personas diabéticas o con prescripción médica.

-Personas con problemas de cicatrización o cuya piel sea sensible al contacto con  maquinaria de micropigmentación o microblading.

-Personas con determinadas enfermedades en la piel que no puedan someterse a este tipo de tratamientos.

-Clientes que tomen fármacos que contrarresten el efecto del tratamiento y que, por tanto, prohíban que el cliente se someta siquiera a plantearse aplicarse el tratamiento.

-Personas con enfermedad alérgica grave o que pueda acrecentar el riesgo de salud.

En definitiva, la prueba de alergia nos permite, no sólo detectar posibles problemas en la piel sino evitar que nos expongamos a un proceso que pueda poner en riesgo nuestra salud.